Behar | En el monte

Parashá No. 34 – Behar, Levítico 25- 26:2 Haftará: Yirmeyahu 32:6-27

El Eterno da estatutos para cuando entren a la tierra que él prometió,  se indica que se debe dejar cesar la tierra durante un año, este será el séptimo año, año de Sh´mitá. En este año todo lo que se producía podría ser comido por todo el pueblo, extranjeros y animales.

Se deberán contar siete shabatot de años, durante sietes años y sumarán 49 años y para el día diez del séptimo día para yom kipur se consagrará el quincuagésimo año se proclamará liberación con respecto a todo poder, será año de Yovel.

También se dan leyes que regulan el comercio según el número de años entre años de jubileo, se prohíbe además estafar al prójimo, el fraude y la usura. El año de Yovel (jubileo) se considera sagrado y de gozo pues cada hombre podría retomar su patrimonio o tierra  y era de completo reposo. Lo esclavos también eran liberados.

“Qué comeremos en el séptimo año?” esta pregunta indica que se debe confiar en el Eterno, pues la promesa es que en el sexto año su bendición será tres veces más que en un año regular.

Más sobre esta parashá